• Click aqui para tu clase de prueba GRATIS!!!
Lunes, 08 Junio 2015 10:57

Cómo hacer pilates nos ayuda a ser mejores

Escrito por
Valora este artículo
(1 Voto)

El lenguaje corporal moldea nuestra identidad.

Estábamos el otro día viendo conferencias en TED y nos encontramos con este vídeo que nos gustó tanto.

Amy Cuddy, explica cómo el lenguaje corporal moldea nuestra identidad, es decir, hasta qué punto, el hecho de adoptar determinadas posturas corporales influye directamente en la forma en que segregamos hormonas y la repercusión que eso tiene sobre nosotros mismos.

 

 

El vídeo, bastante inspirador, dura un poco más de 20 minutos, lo compartimos con vosotros y también os comentaremos qué es lo que nos parece más interesante (casi todo :)), y cómo eso puede relacionarse de manera positiva y directa con la práctica de Pilates.

 

Una de las primeras cosas que nos llamaron la atención fue recordar hasta dónde podemos estar condicionados por el lenguaje corporal:

“Emitimos juicios rápidos e inferencias, basados en el lenguaje corporal. Esos juicios pueden predecir resultados verdaderamente vitales, como a quién contrataremos o promoveremos, o a quién invitaremos a salir.”

A lo largo de la conferencia va explicando cómo es la postura de poder y dominio, para entenderlo fácil, sería algo parecido a la posición de un superhéroe:

“Y ¿cuáles son esas expresiones de poder y dominio? Bueno, son éstas. En el reino animal, se trata de la expansión. Te haces grande, te expandes, tomas espacio, básicamente, te abres. Se trata de apertura. Y esto es así en todo el reino animal. No sólo en primates. Los humanos somos iguales. (Risas) Hacemos así cuando nos sentimos poderosos continuamente, y también cuando es algo temporal. Esto es especialmente interesante porque nos muestra verdaderamente qué tan universales y antiguas, son estas expresiones de poder.”

Aquí una de nuestras favoritas, como adoptan la misma posición ante el éxito una persona vidente y una invidente de nacimiento y qué ocurre cuando sentimos fracaso:

“Esta expresión, conocida como de orgullo, ha sido estudiada por Jessica Tracy. Ella muestra que las personas videntes, igual que las invidentes de nacimiento, hacen esto cuando ganan en una competencia física. Así, cuando alguien cruza la meta y gana, no importa si no han visto a nadie hacerlo, igual lo hacen. Las manos arriba en forma de V y levantan la cara un poco. ¿Qué hacemos cuando nos sentimos impotentes? Exactamente lo contrario. Nos cerramos. Nos envolvemos .Nos hacemos pequeños. No queremos tropezar con los de al lado. Nuevamente, los animales y los humanos hacemos lo mismo.”

Hasta aquí puede parecer todo bastante obvio, pero ahora viene lo más interesante. Ella expone como el hecho de simular el éxito nos puede llevar al éxito y explica si el lenguaje corporal y la postura pueden definir nuestro cerebro. Siempre hemos trabajado desde dentro hacia fuera, primero la mente, luego el cuerpo ¿no? Pues aquí expone brevemente cómo funcionan nuestras hormonas, y como adoptar determinadas posturas hace que la manera en que las segregamos, cambie:

“Con mi principal colaboradora, Dana Carney, de Berkeley, quisimos determinar si la simulación nos puede llevar a la realización. […] Nuestra pregunta específica era: ¿los gestos no verbales definen lo que pensamos y sentimos sobre nosotros mismos? Entonces, la segunda pregunta es que si sabemos que la mente puede inducir cambios en el cuerpo, ¿es posible que también el cuerpo haga cambiar la mente? Y cuando digo mente, en el caso del poder, ¿de qué estoy hablando? Me refiero a pensamientos, sentimientos y al tipo de cosas fisiológicas que componen nuestros pensamientos y sentimientos. En este caso hablo de hormonas.”

El resultado de su experimento en laboratorio es bastante sugestivo, varias personas adoptan distintas posiciones (poder o debilidad) durante dos minutos y toman muestras  de saliva para medir testosterona y cortisol y esto es lo que encontraron:

“En tolerancia al riesgo, a apostar, descubrimos que quienes asumen la posición de mucho poder, se arriesgan a apostar en el 86%. De los que están en posición de debilidad, sólo el 60%. Es una enorme diferencia. Veamos lo que encontramos con la testosterona. Partiendo de su situación normal al llegar, los muy poderosos experimentan un incremento del 20%. Y los débiles una disminución del 10%. De nuevo, 2 minutos, y se obtienen esos cambios. Y ahora los resultados con cortisol. Los más poderosos experimentan un 25% de disminución, mientras que los más débiles un aumento del 15%. Esos 2 minutos conducen a estos cambios hormonales que configuran el cerebro, para hacerlo positivo, seguro, cómodo; o bien, sujeto al estrés, ya saben, que uno se siente como apagado. Todos conocemos esa sensación, ¿cierto? Parece ser que nuestras expresiones no verbales pueden regir cómo nos vemos a nosotros mismos. No solo a los demás, sino a uno mismo. También el cuerpo puede hacer cambiar la mente.”

Para concluir la conferencia, Amy Cuddy hace referencia a si trabajar la mente desde la postura le convierte a uno en impostor, ella argumenta por qué no y habla de su propia experiencia, os recomendamos verlo ¡es un ejemplo a seguir!

“Cuando hablo de esto, que el cuerpo puede afectar la mente, que la mente puede afectar el comportamiento y que el comportamiento puede alterar los resultados, me dicen, "No me gusta. No parece auténtico". ¿Correcto? Les contestó, finge hasta hacerlo. Yo no, yo no soy éste. No quiero llegar y sentirme como si fuera un fraude. No quiero sentirme como un impostor. No quiero llegar y sentirme en el lugar equivocado. Eso para mí, es muy importante, porque quiero contarles una pequeña historia sobre ser una impostora y estar en el lugar equivocado.”

Como conclusión después de ver el vídeo, nos anima a pensar que nuestro trabajo tiene una recompensa directa, porque sabemos que la práctica de Pilates nos permite mejorar la alineación corporal y así la capacidad de estar bien colocados, de no ser pequeños, de poder crecer, dando a nuestra musculatura la fuerza necesaria para estar bien alineados y colocados.

 

Colócate, inspírate, supérate, ACTIVATE.

 

Visto 3218 veces Modificado por última vez en Martes, 09 Junio 2015 12:35

Medios

Inicia sesión para enviar comentarios